Seducción China

24 julio, 2013 a las 12:51 pm | Publicado en Historias | 2 comentarios
Etiquetas: ,

Nada de lo que había escuchado, estudiado o leído en los diarios e Internet me habían preparado para la experiencia vivida durante mi visita a la República Popular de China. Por esa misma razón no pretendo lograr con este artículo lo que otros no lograron conmigo, describir la magia de este enorme país, multinacional, multicultural y multiétnico. Porque China te sorprende, te desafía, te seduce, te invita a no perder las esperanzas.

Te asombran sus cifras millonarias: Más de 1 300 millones de habitantes aproximadamente, 9.6 millones de kilómetros de plazas, 660 ciudades entre ellas algunas de las más grande del mundo como Beijing, Shanghai o Chongging y una población urbana sobre los 600 millones de personas.

Pero lo que realmente te sorprende es que al menos en la ciudad de Pekín con una población de más de 20 millones de personas es fácil trasladarse utilizando el transporte público aunque el tráfico se demore con los habituales embotellamientos.

China te desafía con su idioma que no es barrera sino un reto, con su escritura para memorias entrenadas, con un solo uso horario en un territorio tan extenso, con su cocina excelente e increíblemente diversa.

Te seduce con su cultura milenaria, sus palacios y templos imperiales que resisten el paso del tiempo, con sus inmensos rascacielos llenos de luz y en ocasiones desafiando las leyes del equilibrio, con el espíritu olímpico que parece no quieren dejar escapar.

China te va seduciendo con su historia del Té y entonces no te basta saborearlo y vivir el ritual en la famosísima casa del Té sino que quieres conocer de donde provienen tantos colores, olores y sabores.

Pero sobre todo uno queda seducido por su gente, que es muy cierto son pacientes, constantes y trabajadores como siempre lo han mostrado los Medios en occidente, pero descubrí que son además corteses, excelentes anfitriones, increíblemente puntuales (¿Más que los ingleses?) e inteligentes.

Estar en la República Popular de China, vivir de cerca el milagro del crecimiento económico de su Producto Interno Bruto hasta convertirse en la segunda economía del mundo renueva las esperanzas de un mundo nuevo.

Nota al Margen del Post: Este es el primer artículo de una serie que escribiré sobre mis días en China

2 comentarios »

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

  1. Espero la continuación y el juego de aretes y collar, jajaja. Me alegro por ti Mabel y te envidio. A propósito, que prosa más linda, tiene melodía oriental, de la tradicional y la moderna.

    Me gusta

  2. very nice post, my partner and i certainly adore this website, keep on it

    Me gusta


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.

A %d blogueros les gusta esto: